Aprende cómo funcionan los coches eléctricos

Saber de coches eléctricos y cómo funcionan es imprescindible antes de adquirir un vehículo de este tipo. Actualmente, existe un enorme debate acerca de las fórmulas para que puedas desplazarte con comodidad y preservando el medio ambiente. Por ello, la opción de escoger entre los coches eléctricos o los híbridos siempre está encima de la mesa cuando quieres cambiarte de automóvil. Hoy en día, hay muchos factores que debes tener en consideración para un transporte sostenible.

¿Cómo funcionan los coches eléctricos?

Seguro que en algún momento te has preguntado cuántos coches eléctricos hay en España. Actualmente, esta tecnología abarca una parte muy pequeña del parque automovilístico. Según la Guía de Movilidad Eléctrica para Entidades Locales, a finales de 2019 se estimaba que en nuestro país había un total de 63.000 vehículos completamente eléctricos. Este tipo de coches funcionan mediante una batería que aporta autonomía a tu vehículo. Es un funcionamiento muy similar al de un teléfono móvil. Cuando la batería se acaba, el dispositivo simplemente se apaga.

A nivel mecánico, resulta un coche muy sencillo, con una transmisión totalmente automática. Además, el funcionamiento eléctrico elimina cualquier clase de contaminación y también cualquier tipo de problema acústico. De hecho, hacen tan poco ruido que en algunas ocasiones puedes llegar a tener problemas con peatones. Por otro lado, también debes desarrollar un tipo de conducción específica para este tipo de coche. Al igual que ocurre en la Fórmula 1, no apretar el acelerador y dejar que el coche corra te permitirá recargar la batería.

En este sentido, es muy útil frenar con tiempo para que se recargue la batería y, por tanto, hacer una conducción más eficiente. No olvides que en la mayoría de este tipo de vehículos tienes dos tipos de conducción. Por un lado, el normal, en el que el coche acelera más y corre más, pero también gasta más batería. Por el contrario, si aprietas el botón de conducción ecológica, la unidad de potencia restringirá la velocidad, pero también gastarás mucha menos batería. Es recomendable usar este tipo de conducción cuando estás en ciudad y, por tanto, no debes correr tanto.

Coche eléctrico cargándose con éxito

Cargar el coche eléctrico con éxito

Después de saber cómo funcionan los coches eléctricos también es importante que conozcas dónde se cargan este tipo de vehículos. Para ello, tienes diferentes opciones. La Administración Pública cuenta con una red de cargadores cuyo uso es completamente gratuito. Sin embargo, cada vez son más los parkings o gasolineras que están empezando a ofrecer la opción de cargar tu vehículo. En líneas generales, si quieres usar las instalaciones de los Ayuntamientos es necesario que te saques una tarjeta de usuario. El tiempo de uso es limitado y suele oscilar entre los 30 minutos y las dos horas según la población.

Una vez tengas tu tarjeta es importante que conozcas el tipo de cargador que necesitas. Actualmente, cada vehículo tiene su propio punto de carga y, por tanto, hay que encontrar uno que encaje. Los más comunes en la carga rápida son los de tipo 2, el cual es característico por tener muchos agujeros. No obstante, los más comunes son los Schuko. En este caso, se trata de un enchufe normal como el que puedes tener en tu casa para cargar el móvil o el ordenador. Sin embargo, para poder usarlo deberás adquirir un transformador que permita usar la corriente eléctrica continua para cargar el coche.

Los tiempos de carga también varían mucho según el tipo de cargador que uses. Mientras los de carga rápida pueden tener el coche listo en dos horas con la carga completa, el convencional usando un punto de carga tipo Schuko puede tardar hasta ocho horas para tener el cien por cien de la batería cargada. En este sentido, instalarse este transformador en casa si tienes garaje es una buena opción, ya que puedes cargar el coche mientras estás durmiendo. Una de las principales desventajas del coche eléctrico es la limitación en cuanto a la autonomía, y la posible espera que conlleva cargar el vehículo si no puedes combinarlo con otra actividad.

El coche híbrido, la alternativa al coche eléctrico

Pese a todo, los coches eléctricos ponen a tu disposición una serie de ventajas muy claras. La primera, obviamente, el hecho de que no tengas que pagar gasolina y poder circular de forma gratuita. Indirectamente, también estás contribuyendo a un mejor medio ambiente e incluso puedes obtener aparcamiento gratuito en grandes ciudades como Barcelona o Madrid en zona azul o zona verde. En el caso de que estés en Cataluña, también tendrás descuento los días laborables a la hora de usar los peajes.

Sin embargo, la falta de autonomía y el tener que recargar la batería son algunos impedimentos que pueden hacerte optar por otro tipo de vehículo. Es importante conocer los coches híbridos y cómo funcionan. En este caso, te encontrarás un coche que mezcla un pequeño motor eléctrico con un motor de combustión. De esta forma, en las primeras marchas se activará la energía eléctrica, mientras que a partir de cierta velocidad circularás con gasolina. En este sentido, evitarás estar limitado por la autonomía del vehículo y, además, reducirás tu gasto de combustible.

Por ello, a la hora de comprarte un coche nuevo y que sea eléctrico o de tipo híbrido debes hacerte las siguientes preguntas. Por un lado, cuál es el uso que le vas a dar al propio vehículo. Si vas a tener que recorrer distancias largas, sin duda, el coche eléctrico no es una buena opción, porque perderás mucho tiempo cargando el vehículo. El precio es otro de los factores clave. Hoy en día, pese a las bonificaciones que te puede dar el Estado con el Plan Renove, comprar un coche eléctrico suele ser algo más caro que adquirir uno convencional o un híbrido.

Si conoces los coches eléctricos y cómo funcionan, sin duda, tendrás mucha más información y podrás hacer una compra mucho más inteligente.

Ha ocurrido un error, intentalo de nuevo
Pregunta a nuestros expertos

Tus comentarios serán publicados una vez sean validados por nuestro equipo